Destaca Edgar Romo García la importancia del debate en la práctica parlamentaria para construir acuerdos incluyentes; afirma que ya no son tiempos de usar mayorías

El presidente de la Cámara de Diputados, Edgar Romo García, destacó la importancia del debate en la práctica parlamentaria para construir acuerdos incluyentes y afirmó que ya no son tiempos de usar mayorías de manera unilateral.

Al dictar una conferencia magistral, durante el Taller Avanzado de Oratoria 2018, que en esta ocasión organizó la Fundación Ealy Ortiz A.C. junto con la Cámara de Diputados, Romo García afirmó que debatir, saber escuchar y reflexionar son condiciones fundamentales para generar acuerdos y negociaciones exitosas.

“El debate es fundamental para la negociación parlamentaria, salvo que se esté decidido a aplicar una mayoría, lo cual yo creo que ya no son ni los tiempos, ni los momentos; entonces, en cualquier negociación tiene que haber debate, tiene que haber convencimiento”, subrayó.

“Yo soy un convencido de que en la práctica democrática del parlamento, las mayorías simples y sencillas no sirven de nada”, agregó.

El diputado presidente señaló que pertenece al grupo parlamentario del PRI que, junto con el PVEM y NA, logró una mayoría simple en la LXIII Legislatura, “pero siempre fue nuestro objetivo no utilizar esa mayoría de manera unilateral, sino de manera incluyente”.

“La mayoría de las veces, el 95 por ciento de las veces, hubo coincidencias no solamente en la alianza que se formó por parte de mi grupo parlamentario, sino también con la alianza que formaron otros grupos parlamentarios”, sostuvo.

El líder parlamentario apuntó que para generar acuerdos hay que escuchar todas las voces e ideas, y para ello es indispensable ser tolerantes, pero también incluyentes, porque hay visiones distintas de país, “la verdad no está en uno mismo, sino es varias voces”.

“Hay que saber reconocer los argumentos de los demás”, añadió.

Dijo que la oratoria es un elemento necesario para debatir y convencer, pero para lograr esto último se requiere que la persona sea congruente con lo que plantea y defiende, “de nada sirve un discurso sin convicción”.

“En cualquier ejercicio al haber inclusión, debate, diálogo, argumentación y conocimiento de causa, nos debe llevar a negociaciones exitosas”, externó.

“Mucho está en la forma cómo lo digas, en cómo lo plantees y si no lo planteas de la manera adecuada, con respeto, de manera positiva, pues posiblemente tu negociación va a fracasar”, afirmó.

Posteriormente, el secretario de Servicios Parlamentarios, Juan Carlos Delgadillo Salas, al dar una ponencia con el tema “Consensos y acuerdos”, afirmó que la estructura de la Cámara de Diputados está orientada al logro de acuerdos.

Relató que dicha estructura se forjó luego de que, en 1997, la Cámara de Diputados se convirtió en un Poder plural en donde ningún partido político ha logrado, a partir de esa fecha, una mayoría simple por sí solo, es decir, de la mitad más uno.

Indicó que en el esquema de pluralidad de la Cámara, el consenso “cuenta mucho”, entendiendo este concepto como la suma de voluntades de un grupo de personas a una opción.

Subrayó que para alcanzar el conceso se requiere de una serie de principios y características de los legisladores: el principio de representación de su distrito y de los intereses de la nación, el principio de libertad de expresión y de consciencia, el principio de información y conocimiento de un tema, y el principio de igualdad.

Tras finalizar la ponencia del funcionario de la Cámara de Diputados, la conferencista internacional Claudia Flores tuvo una participación en el Taller de Avanzado de Oratoria 2018 con el tema “La felicidad es el motor de la productividad”, en el que también abordó el manejo de situaciones de estrés.

Compartir