Tras señalamientos, gobernador Enrique Alfaro canceló licitación de medicamentos y servicios de salud y ordena reanudarlo bajo un nuevo modelo de máxima exposición pública

Tras señalamientos de las concursantes estar relacionadas con empresas con prácticas monopólicas y la otra por venderá sobreprecio, el gobernador Enrique Alfaro canceló proceso de licitación de medicamentes y servicios de salud. Se reanudará con un nuevo modelo de máxima exposición pública.

Tras aclarar que la licitación no estaba dirigida, tal y como lo habían denunciado en un medio de comunicación, el Ejecutivo estatal indicó que los servicios y productos contemplados en el concurso contemplan las características mínimas que se necesitan cubrir para los servicios, pero “en ningún momento son limitativos a la presentación de una marca o producto en particular que cubra con los requisitos técnicos y de calidad que se requieren”.

Manifestó que se decide por suspender la licitación, dadas las quejas recibidas en la Contraloría Estatal desde hace más de una semana, y de las declaraciones hechas por el Presidente de la República hace dos días respecto a las prácticas monopólicas de diversas empresas, entre las que se encuentra una presunta filial de las empresas participantes en la licitación.

Tras aclarar que la licitación se encontraba en proceso de validación técnica de ofertas, por lo que no existe fallo alguno y por lo tanto no existió ningún acto de beneficio para una empresa en particular.

Cabe aclarar que aunque Intermet SA de CV no es de las empresas señaladas por parte del Gobierno Federal de llevar a cabo prácticas monopólicas, sí existen indicios de que está vinculada a una firma señalada de ello, aunque es importante informar que el proceso legal de actividades monopólicas no ha sido resuelto todavía, ni se trata de un caso ya juzgado.

Sobre Distribuidora Química y Hospitalaria GAP SA de CV, quien en una de las sesiones aclaratorias del Comité de Adquisiciones mostró su inconformidad con el proceso, es importante recalcar que, tras la revisión documental que se ha hecho de las adquisiciones en los últimos 5 años en la administración anterior (que incluyó la extensión del contrato en el gobierno actual a raíz de la transición), se detectó, revisando los precios, una venta a sobreprecio cercana al 20% en los últimos años.

Es decir, esta empresa ofertó en el proceso actual un 20% más barato de lo que le estuvo vendiendo como proveedor al Gobierno anterior y a la extensión del contrato actual. Por tal motivo, el Gobernador solicitará también a la Contraloría que se realicen las investigaciones correspondientes por ventas a sobreprecio en los últimos años.

Por lo anterior, el Gobernador giró instrucciones a la Secretaría de Administración para que revise e investigue, junto con la Contraloría del Estado, los señalamientos vertidos por la Presidencia y que se conminara tanto a la OPD de Salud Jalisco, como a Pensiones del Estado, para suspender los procesos de licitación para la compra de productos y servicios en materia de salud.

Asimismo, instruyó a la Jefatura de Gabinete para que, en colaboración con la Contraloría y la Secretaría de Administración, se diseñe un “modelo de licitaciones de máxima exposición pública” para los procesos de compra de medicamentos de la OPD Servicios de Salud en las instituciones públicas del Estado.

Por último, Alfaro Ramírez remató: “En resumen, la licitación no está dirigida, estaba proceso de análisis técnico, por lo tanto, no hubo fallo, ni existía favoritismo para ninguna empresa. Sobre los dos únicos concursantes, uno cuenta con señalamientos de prácticas monopólicas y el otro concursante presuntamente le ha estado vendiendo a sobreprecio al gobierno en los últimos años 5 años. Por lo tanto, el gobierno del estado decidió cancelar la licitación y reanudarla bajo un nuevo modelo de máxima exposición y transparencia”.

Compartir