Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que el primer ministro de Israel, Naftali Bennet, ayudará para extraditar a Tomás Zerón, constructor de la verdad histórica

Al instalar la Comisión para el Acceso a la Verdad y Justicia para las Víctimas de la Guerra Sucia 1965-1990, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que el primer ministro Naftali Bennet, “contestó en positivo, que va a ayudar el gobierno de Israel para que no haya impunidad” en el Caso Ayotzinapa, lo que significa la extradición de Tomás Zerón de Lucio, ex jefe de la Agencia de Investigación Criminal y uno de los constructores de la vedad histórica de la desaparición forzada de los 43 normalistas.

Fue en el evento de la instalación de la Comisión de la Guerra Sucia en Chihuahua que el Jefe de Estado mexicano confío la respuesta que dio el primer ministros Naftali Bennet sobre el pedido de extraditar a México a Tomás Zerón para que enfrente la justicia por el también conocido Caso Iguala.

“Quiero también aprovechar, que envié una carta al presidente de Israel porque allá fue una persona a refugiarse y le pedí que ellos no podían por la historia del pueblo de Israel prestarse a proteger a violadores de derechos humanos y ya me contestó en positivo, que va a ayudar el gobierno de Israel para que no haya impunidad”, reveló AMLO.

El primero de octubre Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que envió una carta a Naftali Bennet, primer ministro de Israel solicitando la extradición de Tomás Zerón, quien es señalado de tortura y manipulación para crear la verdad histórica de la desaparición forzada de los 43 normalistas.

En su misiva externó que Serón fue “el funcionario que desde uno de los más alto niveles del orden federal operó esta colusión criminal cometiendo entre otros delitos, el de tortura, ha sido imputado por un juez a través de una orden de aprehensión que esta ratificada por la Interpol”.

Además dejó claro que quien fuera jefe de la Agencia de Investigación Criminal de la entonces Procuraduría General de la República (PGR) “llevó a cabo actos de tortura, de graves violaciones de derechos humanos” y pidió que Israel actuara de “manera consecuente”.

Compartir