Gobierno de facto de Bolivia muestra su verdadero rostro autoritario al expulsar a embajadora de México y dos diplomáticos españoles: Dolores Padierna

La diputada Dolores Padierna Luna (Morena) aseguró que el gobierno de facto de Bolivia mostró “su verdadero rostro autoritario”, tras declarar “personas no gratas” a la Embajadora de México, María Teresa Mercado, y a los diplomáticos españoles Cristina Borreguero y Álvaro Fernández.

La legisladora federal expuso que México se ha visto involucrado en la crisis del país hermano desde que decidió, como corresponde a su tradición diplomática, otorgar asilo al presidente Evo Morales.

“Los mexicanos expresamos nuestro reconocimiento y enviamos un abrazo fraternal a la embajadora María Teresa Mercado y a su equipo, cuya labor comprometida y profesional engrandece la diplomacia mexicana”, puntualizó en un comunicado.

Señaló que 30 muertos y 400 detenidos, además de centenares de personas perseguidas y acosadas, son algunos de los resultados de las acciones de un gobierno que en teoría tenía como principal encomienda organizar nuevas elecciones en el país andino.

Remarcó que en los últimos días del año la crisis escaló por la decisión de los golpistas bolivianos de asediar con militares y policías la embajada de nuestro país en la ciudad de La Paz.

Al respecto, acusó que “contra toda norma internacional en una acción que ni siquiera se dio durante las dictaduras de las décadas pasadas en la región latinoamericana, el gobierno de facto ha mantenido el hostigamiento y la intimidación contra el personal diplomático mexicano y de otras naciones, así como contra ciudadanos bolivianos que se encuentran refugiados en nuestra embajada”.

Recordó que, en respuesta, el gobierno de México ha presentado una apelación ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ), principal órgano judicial de las Naciones Unidas.

Compartir