Regidoras Kehila Ku y Cecilia López exigen investigar reparto de plazas al líder sindical Leonardo Cisneros. La líder sindical Ceci Chávez pidió la desintegración de la Comisión de Escalafón

Por reparto irregular de plazas y tráfico de influencias, denuncian al líder sindical de Guadalajara, José Miguel Leonardo Cisneros, quien durante la administración de Pablo Lemus ha colocado a sus familiares en puestos, empezando con su hija Karla Andrea Leonardo Torres, quien es regidora del grupo edilicio de Movimiento Ciudadano (MC)

Las regidoras emecista Kehila Abigail Ku Escalante y Cecilia Maribel López Haro acompañaron la denuncia del Sindicato de Guadalajara, quienes lamentaron la falta de voluntad política para hacer frente a la problemática sindical, al tiempo que han solicitado la intervención de la Contraloría Ciudadana para que revise el reparto de las plazas sindicales.

Por su parte, la líder del sindicato disidente, Cecilia Chávez, exigió la destitución de la Comisión de Capacitación y Escalafón, no sin antes que se les realice una auditoría.  

En rueda de prensa las regidoras del Partido Movimiento Ciudadano manifestaron su descontento por parte de la autoridad municipal para atender las peticiones del Sindicato de Guadalajara, que tiene meses denunciado irregulares en la otorgación de plazas para el sindicato mayoritario que lidera José Miguel Leonardo Cisneros.

De entrada Kehila Ku Escalante dio a conocer que presentaron un punto de acuerdo en la pasada sesión de Ayuntamiento en el que piden la comparecencia Ana Paula Virgen Sánchez, coordinadora de Administración e Innovación Gubernamental, y Elizabeth Cortés Gutiérrez, directora de Recursos Humanos, para que responsan a los señalamientos de una supuesta red de tráfico de plazas.

La regidora Cecilia López Haro precisó que estas funcionarias deben responder sobre cuántos espacios por jubilación o fallecimiento se han reportado durante esta administración, qué personas se han contratado y bajo qué criterio.

En relación a los familiares de José Miguel Leonardo Cisneros, líder del Sindicato de Servidores Públicos de Guadalajara, exigió que expliquen “cómo se llevó a cabo el proceso de contratación e incremento de sueldos y si cumplen con el perfil requerido así como los resultados que han ofrecido a partir de su incorporación”.

Agregó que hay señalamientos que no respetaron los trámites correspondientes y tampoco se cumplieron con los requisitos en tanto hay una larga lista de trabajadores que están en espera de una base.

En las elecciones del 2021, el líder sindical Leonardo Cisneros logró colocar a su hija Karla Andrea Leonardo Torres en una regiduría, posteriormente ingresó a su otra hija Karem Michell como supervisora en la Coordinación General de Gestión Integral de la ciudad con un suelo mensual de 25 mil 330 pesos. También tiene a su hermano Daniel trabajando en Soporte Técnico en la Secretaría General, con un sueldo de 25 mil 318 pesos mensuales.

Asimismo, las ediles pidieron a la contralora ciudadana Cyntia Cantero Pacheco para que realice una investigación sobre el reparto de plazas en el Ayuntamiento de Guadalajara.

La líder del Sindicato de Guadalajara precisó que ante la falta de respuestas de la autoridad y por el tráfico de influencias los cerca de los 800 agremiados trabajarán bajo protesta al tiempo que exigieron la desintegración del Comisión de Capacitación y Escalafón.

 

Compartir