“Ante emergencia, estamos escogiendo el mal menor”, así lo advirtió el padre Alejandro Solalinde en torno al debate sobre la Guardia Nacional y las Fuerzas Armadas

El padre Alejandro Solalinde, defensor de derechos humanos, explicó que debido a la situación de emergencia en que administraciones anteriores dejaron al país, en el caso de la Guardia Nacional no se puede elegir entre lo bueno y lo malo. “Estamos escogiendo el mal menor”, sentenció.

«Hay que recordar que partimos de un país en crisis, violento y corrupto, donde las instituciones de seguridad y de procuración de justicia están infiltradas por el crimen organizado y la corrupción. Hemos recibido un narco estado», advirtió.

Lo anterior fue expresado en las audiencias públicas de Parlamento Abierto que se debaten en el Senado de la República sobre la iniciativa de ley para crear la Guardia Nacional con la participación del Ejército.

El activista aceptó que las Fuerzas Armadas han cometido abusos y atropellos a los derechos humanos pero, recalcó, no se olviden que en el Ejército hay cadenas de mando y los comandantes supremos han sido civiles “corruptos”. Es decir, indicó, las instituciones no son intrínsecamente malas, sino que han sido mal manejadas.

“Sí, nos encontramos ante una situación excepcional y lo ideal debería ser que los militares ocuparan el lugar que les corresponde. Pero qué alternativas tenemos ante la falta de policías bien formadas, capacitadas y que no estén infiltradas por el crimen organizado, preguntó.

En su turno, Antonio Magaña, integrante de autodefensas de Michoacán, aseguró que de ninguna manera se militariza al país con la Guardia Nacional. Dijo que esta reforma es un complemento a la solución del problema tan complejo que se vive en el país, pues el cuerpo policiaco salvaguardará la vida, seguridad y derechos humanos de las personas.

Sin discurso escrito, Hipólito Mora, fundador de autodefensas en Michoacán, habló desde la tribuna con el corazón -como él mismo planteó-, para suplicar y exigir a los senadores que por un momento se olviden de sus partidos, “se olviden de pensar nada más en sus intereses personales y piensen más en México y en los mexicanos, porque los necesitamos unidos, sin diferencias”.

Cuando el crimen organizado toca algún hogar la visión de esa familia cambia, “sigan con esa idea de no autorizar la Guardia Nacional y cuando le toquen a un familiar, van a decir, ¿qué hice? Entonces recurrirán a las Fuerzas Armadas para que los cuiden y los protejan”.

Con voz en momentos entrecortada y un lenguaje sencillo, Hipólito Mora hizo un llamado a los legisladores para aprobar la minuta y crear la Guardia Nacional. “Entre policías y entre presidentes hay buenos y hay malos, ya calamos a otros presidentes ¿por qué no calamos a López Obrador?

El ganadero michoacano, quien perdió a un hijo en manos de sicarios del crimen organizado, insistió en que es esencial dar seriedad al problema de inseguridad y corrupción. “Casi todos ustedes tienen la capacidad de darle solución a las complicaciones que tenemos en México, apoyando al presidente de México, si ya nos equivocamos con otros, démosle la oportunidad a López Obrador”.

Compartir