Impresionantes son las cifras de la inseguridad. Durante los primeros dos meses de 2018 se han robado 468 autos diarios, de los cuales 170 se realizaron con violencia

Por Alfonso García Sevilla

Impresionantes resultan las cifras dadas a conocer por el diario Reforma, proporcionadas por el Sistema Nacional de Seguridad, que señalan que en el país durante los primeros dos meses de 2018 se han robado 468 autos diarios, de los cuales 170 se realizaron con violencia, debido a que son modelos que por sus características de seguridad solo pueden ser sustraídos de esa manera. 

Esto no llama la atención ya que ante la ausencia de políticas públicas en materia de prevención que inhiba a los delincuentes, el alza en este rubro va ligada directamente con la impunidad que impera, ya que de las denuncias que se presentan solo 5 por ciento se resuelven, lo que hace un paraíso para que la delincuencia organizada o no, cada vez más actúen a sus anchas. 

Estado de México y Jalisco son los estados donde más se roban autos y por municipios son Ecatepec y Guadalajara. Esto ha ocasionado un aumento en el costo de las pólizas de seguro en algunos casos hasta del 50 por ciento, según el modelo y la marca, lo que suma para golpear la economía de los propietarios de autos.  

Lamentable resulta que en cada ocasión que se dan a conocer cifras de la inseguridad y sus costos en México no veamos reducción en su incidencia, por el contrario, estas tienden a aumentar, como también lo da a conocer el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, en el caso de los delitos patrimoniales, donde también la violencia llega a estar presente en el 40 por ciento de los hechos. 

¿Qué hacer ante el trinomio perverso impunidad, violencia y ausencia de autoridad? ¿Cómo podemos los ciudadanos prevenir ser víctimas de la delincuencia en nuestros bienes? Difícil situación a la que nos enfrentamos, más porque parece que los encargados de la seguridad nos han dejado solos y el incremento en las cifras así lo demuestran. Sin que se vea en lo inmediato voluntad para llevar a cabo acciones contundentes de los diferentes ámbitos de gobierno para revertirlo.

Politólogo, profesor universitario y miembro del Claustro Académico del ITEI

Compartir