Deuda de estados y municipios ascendió a 564 mil 224.5 mdp en primer semestre de 2017, donde cinco entidades concentraron el 49.6 por ciento

La deuda subnacional, correspondiente a estados y municipios, ascendió a 564 mil 224.5 millones de pesos (mdp) en el primer semestre de este año, donde la Ciudad de México, Nuevo León, Chihuahua, Veracruz y Estado de México concentraron el 49.6 por ciento de dicha deuda.

Así lo informó la diputada Minerva Hernández Ramos (PAN), coordinadora de la Subcomisión de Seguimiento a Participaciones Federales y Deuda Pública, de la Comisión de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), en reunión de trabajo.

Comentó que el monto de la deuda subnacional adquirida de enero a junio de 2017 es menor en 0.8 por ciento, respecto a la del mismo periodo de 2016, que fue de 568 mil 600 mdp.

Precisó que la Ciudad de México adquirió una deuda por 72 mil 911.9 mdp; Nuevo León, por 66 mil 194.5 mdp; Chihuahua, por 48 mil 489.7 mdp; Veracruz, por 47 mil 36.6 mdp, y Estado de México por 45 mil 979.2 mdp.

En contraste, los estados que menos se endeudaron, con montos inferiores a los tres mil mdp, fueron: Tlaxcala (cero mdp), Querétaro (mil 400 mdp), Campeche (mil 500 mdp), Baja California Sur (dos mil 600 mdp) y Aguascalientes (dos mil 800 mdp).

La diputada Hernández Ramos detalló que el 84.8 por ciento de la deuda subnacional, en el primer semestre, corresponde a los estados (478 mil 99 mdp); el 8.2 por ciento, a municipios (46 mil 538 mdp); el 5.9 por ciento, a entes públicos estatales (33 mil 150 mdp), y el 1.1 por ciento, a entes públicos municipales.

Señaló que, al cierre del primer semestre, el 61 por ciento de la deuda de los estados y municipios se adquirió con la banca múltiple; el 22 por ciento, con la banca de desarrollo, y el 15 por ciento con emisiones bursátiles, donde la tasa de interés promedio fue 8.1 por ciento, superior a la registrada al cierre de 2016 que fue de 7.6 por ciento.

Asimismo, informó que el gasto federalizado entregado a los estados en el primer semestre, por concepto de participaciones federales (Ramo 28) y aportaciones federales (Ramo 33) sumó 897 mil 197.8 mdp, monto superior en 1.7 por ciento registrado en el mismo periodo de 2016.

Señaló que al desglosar el gasto federalizado, se observó un incremento de 9.7 por ciento en las participaciones federales (recursos para su ejercicio libre), y una disminución de 0.5 por ciento en las aportaciones federales (recursos para inversión en educación, salud e infraestructura).

Detalló que las participaciones federales transferidas a las entidades federativas, de enero a junio, crecieron positivamente, salvo en Campeche y Tabasco que registraron un decremento de 18 por ciento y 9.8 por ciento, respectivamente.

Los cinco estados que más crecimiento tuvieron, por concepto de participaciones federales, fueron: San Luis Potosí (29.5 por ciento), Hidalgo (15.8 por ciento), Baja California Sur (15.4 por ciento), Jalisco (14.7 por ciento) y Veracruz (14.7 por ciento).

La Subcomisión de Seguimiento a Participaciones Federales y Deuda Pública está coordinada por la diputada Hernández Ramos (PAN) e integrada por los diputados Manuel Jesús Clouthier Carrillo (independiente), María Esther Scherman Leaño (PRI) y Ricardo Jesús Barrientos Ríos (PRD).

A la reunión de este martes, acudió el diputado Gonzalo Guízar Valladares (PES), integrante de la Comisión de Vigilancia de la ASF, quien señaló que “endeudarse no es malo, siempre y cuando los recursos se canalicen y apliquen correctamente”, con lo cual coincidió la diputada Hernández Ramos.

Compartir