Tras liberación de Ovidio Guzmán ante amago de matar a civiles, el representante demócrata Larry Rubín manifestó que combate al narco y freno de tráfico de armas es tarea de EU y México

“El combate al narcotráfico y el freno a la importación de armas es un trabajo que deben realizar juntos Estados Unidos y México”, aseveró el representante del Partido Demócrata, Larry Rubín, quien estuvo de visita en territorio mexicano.

Ante la liberación de Ovidio, hijo de Joaquín “El Chapo” Guzmán, el demócrata advirtió que seguirán insistiendo en la detención de este tipo de criminales. Hay que recordar que dicho personaje pesa no solo una orden de aprehensión sino de extradición precisamente a los Estados Unidos.

Larry Rubín entabló una reunión con el secretario de seguridad,

Alfonso Durazo Montaño, con el embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau, en la que trataron el tráfico de armas, tema que fue conversado por los jefes de estado de EU y México, Donald Trump y Andrés Manuel López Obrador, respectivamente.

“Creo que en definitiva la lucha contra el narco debe ser una alianza entre ambas naciones, las armas provienen de Estados Unidos y eso causa que el crimen organizado tengan armamentos más poderosos, eso debe ser una prioridad”, puntualizó Larry Rubin.

En lo que se refiere a la aprobación del Tratado Comercial México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), el representante del Partido Demócrata aseguró que esperan una aprobación para noviembre y que esta pueda atraer inversiones en la región de hasta un trillón de dólares en los próximos cinco años.

“Falta una discusión entre Nancy Pelosi y Robert Lighthizer, pero los demócratas entienden la importancia del T-MEC; es de 630 mil millones de dólares el comercio entre ambos países y puede crecer más”, finalizó.

Compartir