Gobierno de Alfaro será denunciado por corrupción y conflicto de interés en la licitación 01/2019, favoreciendo a Guillermo Romo Romero y los hermanos Salinas Osornio

El gobierno de Enrique Alfaro Ramírez será denunciado por corrupción y conflicto de interés por el caso A Toda Máquina, programa en la que adjudicaron la licitación 01/2019 a la empresa Operadora de Servicios Mega del empresario Guillermo Romo Romero, quien para enrarecer aún más el caso tiene como asesor al panista Jorge Salinas Osonio, quien a su vez tiene a su hermano Carlos trabajando en la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader).

El escándalo que le saltó al gobernador de extracción del Partido Movimiento Ciudadano (MC) el pasado 27 de febrero cuando se difundieron en medios internacionales y nacionales, además de las redes sociales, las imágenes donde Enrique Alfaro departía en un juego de básquetbol de los Lakers, en Los Ángeles, California. Disfrutó de dicho partido en lugares VIP, de esos que sólo pueden pagar magnates, personajes de la farándula.

La foto parecía para anécdota hasta que se identificó al empresario también tequilero Guillermo Romo Romero sentado al lado de la diputada Miza Flores, quien para agravar el caso confesó que precisamente fue el empresario quien pagó los boletos del juego de los Lakers. Burdamente, aclaró que sus declaraciones sólo fueron una broma.

A partir de esta fotografía se reveló la licitación 01/2019 en la que se han denunciado irregularidades en la adjudicación de 3 mil 634 millones 47 mil 329 pesos para mil 27 equipos diferentes del programa A Toda Máquina y es que precisamente la empresa ganadora Operadora de Servicios Mega S. A. de C. V. tiene como propietario a Guillermo Romo Romero.

Esta operadora se constituyó el 24 de marzo del 2003 ante el notario Salvador García Rodríguez.

No obstante, esta trama de corrupción no queda en la relación que tiene el gobernador Enrique Alfaro Ramírez y Guillermo Romo Romero sino que el hilo conductor va hacia los hermanos Salinas Osornio, Jorge y Carlos, personajes del Partido Acción Nacional (PAN) que se han incrustado en el gobierno alfarista.

Como es sabido, Jorge Salinas Osornio fue diputado local y coordinador de la bancada panista y compitió por la Presidencia de Guadalajara, la que perdió frente al priísta Jorge Aristóteles Sandoval Díaz. Actualmente es el asesor del empresario Guillermo Romo Romero.

Por su parte, su hermano Carlos Salinas, fue director del Instituto Jalisciense de la Juventud con el ex gobernador Emilio González Márquez. Ahora en la administración de Enrique Alfaro trabajo en el despacho del titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) con el puesto de inteligencia comercial.

La licitación millonaria que ganó la empresa Operadora de Servicios Mega es precisamente para el área que maneja la Sader.

Por los indicios que se han encontrado en este caso, la fracción parlamentaria del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) ha advertido que presentará denuncias penales por corrupción y conflicto de interés.

“Estamos analizando la posibilidad de presentar denuncia penal y de conflicto de interés ante las instancias correspondientes. Por eso también exigimos que se realice una investigación a fondo por par de la Auditoría Superior del estado que encabeza el doctor Jorge Alejandro Ortiz Ramírez, por la Fiscalía Especializada en el Combate a la Corrupción a cargo de Gerardo de la Cruz Tovar, por la Contraloría del Estado, que dirige Teresa Brito Serrano”, indicó la diputada Erika Pérez García.

La morenista también emplazó: “Hoy en Jalisco las instituciones anticorrupción tienen una prueba de ácido, para comprobar de qué están hechas: de complicidad o de integridad u honradez”.

La legisladora precisó: “Tenemos elementos para sospechar razonablemente que estamos frente a un caso de corrupción, en el que los lazos anteriormente expuestos nos muestran un conflicto de intereses y los jaliscienses merecen una explicación más a fondo”.

Compartir